Web oficial de la Sociedad Española e Internacional de Tanatología
S.E.I.T.
Sociedad Española
e Internacional
de Tanatología
9ª Edición del Máster Universitario en Cuidados al Final de la Vida (Tanatología) 2016-2017. Universidad de La Laguna, Tenerife, España


ACCESO
ALUMN@S
Alfonso García - Información general en Tanatología
ALFONSO
GARCÍA
Información
tanatológica
Zona reservada para miembros de la SEIT
MIEMBROS SEIT

CURSOS
ON-LINE

FORMACIÓN
Ex-Alumnos de las ediciones del Máster Universitario en Tanatología de la ULL
EX ALUMNOS
DEL M.U.T. (ULL)
Revista ENE de enfermería
REVISTA ENE
de ENFERMERÍA

REVISTA de la
S.E.I.T.
OTRAS
PUBLICACIONES

TANATOGUÍAS

ESPACIOS PARA
EL RECUERDO

GRUPOS DE
APOYO, PÉRDIDA
Y DUELO

CEMENTERIOS
DEL MUNDO
TUMBAS
FAMOSAS
CENOTAFIOS
DEL MUNDO

MEMORIALES
VIRTUALES

HISTORIAS
DE VIDA

REFLEXIONES
IMÁGENES
CURIOSAS

MULTIMEDIA

PREGUNTAS Y
RESPUESTAS

LIBROS
COMENTADOS

CUENTOS Y
RELATOS

IN · MEMORIAM

ENCUESTAS
FILATELIA
TEMÁTICA

ENLACES

CONCURSOS Y
CERTÁMENES

DEBATES
ABIERTOS

FORO de la SEIT



subir
Difusión y Formación en Tanatología
tanatologia.org, 23 de Octubre de 2017, 21:33:41 *
Bienvenido(a), Visitante. Entra o regístrate. (el registro es sencillo y gratuito)
Usuario:   Contraseña:   Duración sesión:
Noticias: COMIENZO DE LA OCTAVA EDICIÓN DEL MÁSTER UNIVERSITARIO EN CUIDADOS AL FINAL DE LA VIDA (TANATOLOGÍA) -  2014 · 2015 - UNIVERSIDAD DE LA LAGUNA
 
INICIO / PRINCIPAL tanatologia.org  Foros   Buscar Calendario Entrar Registrarse  
Páginas: [1]   Ir abajo
  Imprimir  
Autor Tema: El duelo en los seres vivos...  (Leído 69059 veces)
0 Usuarios y 2 Visitantes están viendo este tema.
Javier
Usuario junior
**
Desconectado Desconectado

Mensajes: 75


« : 27 de Octubre de 2010, 21:30:16 »

 El duelo de los elefantes. BBC Mundo Ciencia 

Se dice que los elefantes nunca olvidan. Ahora un estudio demuestra que también son capaces de llevar luto por sus "parientes".
El estudio siguió a varias familias de elefantes durante muchos años.
Un estudio llevado a cabo Kenia afirma que los elefantes africanos son capaces de mostrar un gran interés en los huesos y restos de otros ejemplares de su especie.
Los científicos creían que un rasgo que distingue al ser humano de otros animales es la importancia que le da a la muerte de sus seres queridos.
Se pensaba que sólo el ser humano era capaz de desarrollar rituales para marcar la muerte de otros individuos.
Por el contrario, la mayoría de los animales muestran muy poco interés en los restos o cadáveres de otros ejemplares de su propia especie.
No así los elefantes africanos (Locodonta africana), según descubrieron los investigadores del Fondo Amboseli para Elefantes, en Nairobi, Kenia, y la Escuela de Ciencias de la Vida de la Universidad de Sussex, Inglaterra.
Duelo
La investigación descubrió que estos animales no sólo se distinguen por mostrar reacciones dramáticas ante los cadáveres de otros elefantes.
Su extraordinaria memoria les permite reconocer el cadáver de otro elefante.
También son capaces de volver sistemáticamente a investigar los huesos y colmillos que encuentran en el camino.
E incluso, sugieren los investigadores en un artículo publicado en las Cartas de Biología de la Revista de la Sociedad Real, visitan los huesos de sus parientes.
Los científicos siguieron durante catorce años a una familia de elefantes que perdió a uno de sus miembros.
Tras la muerte de la hembra, el resto de la familia partió del lugar y una semana después, cuando estaban a unos 20 kilómetros de distancia, regresaron al mismo lugar.
"Fue fascinante ver que la familia regresó directamente a los huesos de esta hembra, sin desviarse nunca del camino", indica Cynthia Moss, una de las investigadoras del Fondo Amboseli.
"Al llegar al lugar donde estaban los huesos, los tocaron y palparon y después se detuvieron frente a ellos".
"Realmente te hacían pensar que sabían quién era ella y que la suya era una pérdida enorme para ellos", afirma Cynthia Moss.
La investigación destaca otros ejemplos donde los elefantes, al encontrar en el camino los huesos de otros ejemplares de su especie, respondieron de forma muy particular.
"Siempre se quedan muy quietos", explica Moss, "todo el grupo se muestra muy tenso y silencioso, y después se acercan a los huesos y los tocan con mucha delicadeza, a menudo en el cráneo y los colmillos y permanecen al lado durante un rato".
Memoria "de elefante"
Siempre se quedan muy quietos, todo el grupo se muestra muy tenso y silencioso y después se acercan a los huesos y los tocan con mucha delicadeza, y permanecen al lado durante un rato
Cynthia Moss, Fondo Amboseli para Elefantes
Los científicos no saben con exactitud por qué los elefantes africanos se comportan de esta forma.
Pero Cynthia Moss, quien ha estudiado el comportamiento de los elefantes africanos durante muchos años, cree que se debe a su "prodigiosa memoria".
"Los elefantes, son animales muy sociables y extremadamente inteligentes", afirma Moss.
Y agrega que poseen una memoria fantástica y pueden reconocer cuando un cadáver pertenece a un elefante, algo que no sucede con otras especies animales.
"Pero además", agrega Cynthia Moss, "realmente me atrevo a decir que son capaces de entender el concepto de la muerte".
En línea
geova brenes
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 15


« Respuesta #1 : 28 de Octubre de 2010, 03:46:30 »

Así como los animales realizan sus rituales, los seres humano también lo hacemos y aunque no seamos tan fieles como los elefantes es imprecindible el ser parte de ellos.
Me parece increíble como la natureza es todo un conjunto que actúa sistemáticamente en movimiento continuo, todos estamos entrelazados de una u otra manera, quizás no sintamos lo mismo pero sí persivimos las cosas importantes de la vida. El valorar la vida y la muerte es parte del ser humano, parte de nuestra raza y de nuestra cultura.
La reflexión anterior me lleva a pensar que los seres humanos dejamos de lado la importancia del estar aquí y ahora y aprovechar cada momento de nuestra vida y porque no la muerte de nuestros seres queridos, que de una u otra forma siempre están a nuestro lado pero no siempre los recordamos...
En línea
gburgosq
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 14


« Respuesta #2 : 28 de Octubre de 2010, 18:00:33 »

Me llama la atención como para estos animales existe también un significado social de la muerte, cuanto parecido tienen con los seres humanos, en sus comportamientos, y es que viendolo desde el punto de vista biológico se encuentran muy cercanos a nosotros en la escala evolutiva. Entonces, pienso, si estos animales expresan con tanto amor la muerte de aquellos que pertenecen a su especie y no tienen un psicologo(a) que les diga si están en duelo, si es crónico o si es dolor por la pérdida de ese miembro de su especie, si esto tiene sentido en sus vidas o no; entonces por qué los seres humanos nos hacemos preguntas con respecto a nuestros comportamientos ante la partida de un ser querido, si es normal llorar aún años después que esa persona se ha ido, si es normal buscar aquellas cosas que le pertenecieron y tocarlas y sentirlas, si es normal mirar sus fotos largo rato, o si es normal, traer a la mente tantas vivencias hermosas que se tuvo con aquellas personas. Creo que deberíamos vivir intensamente nuestras vidas, así como lo hacen los elefantes, disfrutando de esos momentos tan dolorosos, sin tratar de buscar explicaciones, porque nuestros sentimientos no nos engañan, hemos amado, y lo que queda de aquellas personas son las vivencias, sus pertenencias. Por ejemplo, tengo en este momento una experiencia en vivo y a todo color, y es que ante la partida de mi suegra que era como una madre para mi, tengo conmigo algunas muestras de sus tejidos, teníamos eso en común, y un año después de su partida, me encanta mirarlos, incluso quería hacer como un album con estas muestras porque no quiero que se me deterioren, quiero conservarlas, y sentir que ella está ahí, con su modo tan especial y amoroso, y de nuevo estoy llorando. Una cosa que me llama la atención es que probablemente en estos rituales sociales ante la muerte que son tan variados en todos los seres humanos, según la sociedad a que pertenezcamos, existe una tendencia que debemos suprimir y es que con frecuencia cuando alguien nos ve en estos rituales se acerca y trata de "ayudar" diciendo, pronto pasará, ellos están mejor allá, y otras tantas cosas, pero esto lo que hace es cortar ese fluir de sentimientos, y es donde debemos volver a los elefantes, que ante esos rituales, solo hay silencio, respeto por aquel doliente...y de ese modo también se apoyan y comparten ese duelo, Giselle Burgos
En línea
Isela
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 11


« Respuesta #3 : 28 de Octubre de 2010, 23:31:36 »

El Duelo es quizá uno de los procesos más difíciles que enfretamos las personas en todas las etapas de la vida y a la vez uno delos más comunes a los largo de ella puesto que son constantes la pérdidas que experimentamos. Mascotas que se pierden o se mueren, cambios en nuestra vida, físicos y/o emocionales, relaciones sentimentales o cercanas que se acaban, personas a nuestro alrededor que mueren. Lo más importante del tema es que a lo mejor nunca estaremos preparados y preparadas para enfrentar esas pérdidas y siemrpe tendremos que pasar por ese proceso y tratar de superarlo.
Lo que resulta curioso, quizá por su novedad para mí, es que los animales experimentan, ante sus pérdidas procesos similares a las que vivimos las personas y que los rituales también son importantes entre ellos. Es entonces realmente un asunto de seres vivos y no de personas.
En línea
LuisEn
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 7


« Respuesta #4 : 29 de Octubre de 2010, 17:54:45 »

El duelo es un tema que personalmente me es difìcil de asimilar, porque conlleva un profundo dolor, que solo el tiempo y un manejo adecuado de las etapas del duelo permitirá aceptar y continuar con nuestras vidas. A partir de la lectura y de analizar el proceso de duelo en los elefantes- fascinante la historia desde todo punto de vista - me lleva a preguntarme,  sobre estos procesos en los animales y si pueden superar estas pèrdidas. Hace pocos días vi la película  "Hachi"  interpretada por Richard Gere, historia hermosa de la vida real, donde habìa un perro fiel a su amo, que los esperaba en la parada del tren después de su trabajo y un dìa fallece, pero el perro se sentò en el mismo lugar a la misma hora y esperó todas las noches durante 10 años hasta su muerte, que impresionante esa lealtad y un duelo no cerrado por el ser vivo.

Esto me hace concluir que con el solo sentir, se viven duelo ...

Fanny Arce
En línea
Mariajo
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 13


« Respuesta #5 : 01 de Noviembre de 2010, 02:07:42 »

En definitiva, al igual que los compañeros/as, es sorprendente saber que los animales (particularmente, los elefantes) también sufren el proceso de duelo. Y éste como tal, es un proceso sumamente difícil que aunque existan miles de teorías, miles de respuestas científicas, no hay una sola receta para vivirlo, para enfrentarlo, para superarlo.
El proceso de duelo es personal, nadie lo puede vivir por vos.... Cada quién lo vive a su manera y eso depende mucho de las herramientas emocionales y educativas que tenemos para enfrentar la pérdida.

Quisera compartir con uds este enlace: <a href="http://www.dailymotion.com/swf/xccky8" target="_blank">http://www.dailymotion.com/swf/xccky8</a>

El video, retoma algunos aspectos importantes que hemos venido conversando a lo largo de estos foros y que se vio en clases, por lo que considero que nos podría aportar en la discusión.
En línea
Laura Zuñiga Blanco
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 14


« Respuesta #6 : 02 de Noviembre de 2010, 06:40:36 »

Comparto una opinión muy similar a las de las compañeras con relación al proceso del duelo y particularmente en los elefantes, al parecer increíble que ellos desde su condición de animales hacen ver como también están formados con sentimientos y quizá con lazos de apego como los que formamos los seres humanos con los seres que queremos. dejando pensar que no solo los elefantes seguramente otras especies lo hacen cambiando el ritual con que lo hacen cada una desde su especie. evidenciando como el ser humano y los animales estamos en la necesidad de vivir lo que sentimos lo que nos cause tristeza o alegría, al ser un sentimiento se debe dar el chance de sentirlo de vivirlo intensamente y no reprimirlos ya que mas adelante podría significar problemas a nivel psicológico y de salud en las personas particularmente. siendo necesario y urgente el permitirse vivir cada etapa dela vida a como venga, de manera que se exprese el dolor de la manera que mejor se considere, siempre evitando reprimir las emociones para contribuir a una pronta  y efectiva resolución del duelo.
En línea
Karen Masís
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 9


« Respuesta #7 : 04 de Noviembre de 2010, 04:13:47 »

Considero que la nota lo que hace es humanizar un comportamiento animal, no me parece que los elefantes le den un significado social a la muerte, lo que creo es que se está utilizando un lente humano, histórico y social para interpretar un comportamiento animal. Es decir, se parte de una posición desde el antropocentrismo para explicar y tratar de comprender un evento específico; por qué no podemos pensar que somos nosotros quienes hemos dado significado a algunas prácticas animales relacionadas con la vida y la muerte?
En este sentido difiero un poco de las intervenciones anteriores, pues no me convence mucho la lectura del fenómeno que se hace en el artículo de la BBC, no dudo que los elefantes realicen rituales alrededor de la muerte de algún miembro de su manada, como otros animales realizan rituales alrededor de la vida (como las tortugas, que siempre vuelven a desovar a la misma playa en la que nacieron), pero no me convence mucho el análisis desde esa óptica, desde los significados que socialmente los humanos les asignamos a los eventos.
Karen M.
En línea
Isela
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 11


« Respuesta #8 : 04 de Noviembre de 2010, 17:20:20 »

Quiero compartir con ustedes un pensamiento que me encontré y que me parece ayuda, de manera sintética, a comprender el proceso del duelo y lo que se puede sentir al pasar por la pérdida de un ser querido:
"En  ninguna otra situación como en el duelo, el dolor producido es TOTAL: es un dolor biológico (duele el cuerpo), psicológico (duele la personalidad), social (duele la sociedad y su forma de ser), familiar (nos duele el dolor de otros) y espiritual (duele el alma). En la pérdida de un ser querido duele el pasado, el presente y especialmente el futuro. Toda la vida, en su conjunto, duele". J. MONTOYA CARRAQUILLA

Isela
En línea
LuisEn
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 7


« Respuesta #9 : 04 de Noviembre de 2010, 19:43:15 »

En lo personal estoy de acuerdo con la compañera Karen Masis, pues no creo que es correto humanizar a los animales con respecto al tema del duelo, pues como seres superiores que somos en la escala evolutiva segun las teorias de C. Darwin  no deberiamos hacer este tipo de similitudes, ya que el proceso de duelo es tan humano como el pensamiento de vidas posteriores que manejan muchos seres humanos ,no me imagino un elefante pensando en reencarnacion o en carmas, no dudo que un elefante le duela la muerte de otro similar de su manada, pues como animal tiene sus sentidos desarrolados puede sentir, las mismas plantas al pasarlas de un lugar que les llenaba los requerimientos minimos nutricionales a otro lugar se les nota que se disminuyen.
Creo que hay que plantear  como denominar el sufrimiento de un animal por la  perdida de otro, pero acercarlo al parecido de un duelo al estilo humano puede entrar en conflictos, acordemonos que es un fenomeno que implica fenomenos sociales humanos.
En línea
Fanny Arce
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 9


« Respuesta #10 : 04 de Noviembre de 2010, 21:51:11 »

Es muy  interesante ver las diferentes posiciones que tienen las personas con respecto al tema del duelo en los animales. Personalmente creo fielmente en que los animales pueden brindar algún tipo de afecto y basado en ese prinicpio concluyo que sufren por las pérdidas, como seres vivos que sienten.

Asimismo, agradezco a María José por el tomarse el tiempo para brindarnos el link del video que facilitó.

Fanny Arce
En línea
Fanny Arce
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 9


« Respuesta #11 : 04 de Noviembre de 2010, 22:02:05 »

Deseo compartir una vivencia de vida con respecto a este debate y es la siguiente: Teníamos a un familiar muy enfermo por muchos años, cada vez se ponía peor, con un cáncer terminal  y con ello el sufrimiento de toda la familia, estábamos tomando muy mal las cosas, pero más que mal era que no sabíamos como manejar un proceso de duelo que ya había comenzado. Nuestro familiar tenía un hermoso jardín que había cultivamo desde que yo recuerdo  y decía que no moriría hasta que alguien prometiera cuidar del jardín, lo cual era una gran responsabilidad porque era muy grande, era una inversión bastante onerosa y debía uno de disponer de muchísimo tiempo. Un día una de las hijas se comprometió a hacerlo y ese día en la noche murió y al principio se empezaron a morir las plantas también. la familia tenía varias teorías, que iban desde que la hija tenía "mala mano para las matas" hasta que esas plantas sentían la pérdida. Al día de hoy sobreviven bastantes, pero en el ajuste murieron muchas.

Les comento la historia y para muchos fue  coincidencia y para otros coincidencia?

Fanny Arce
En línea
Fanny Arce
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 9


« Respuesta #12 : 04 de Noviembre de 2010, 22:07:13 »

Para que recuerden  este poema de Pablo Neruda, referente a una pérdida

POEMA 20

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Escribir, por ejemplo: «La noche está estrellada,
y tiritan, azules, los astros, a lo lejos.»

El viento de la noche gira en el cielo y canta.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Yo la quise, y a veces ella también me quiso.

En las noches como ésta la tuve entre mis brazos.
La besé tantas veces bajo el cielo infinito.

Ella me quiso, a veces yo también la quería.
Cómo no haber amado sus grandes ojos fijos.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Pensar que no la tengo. Sentir que la he perdido.

Oír la noche inmensa, más inmensa sin ella.
Y el verso cae al alma como al pasto el rocío.

Qué importa que mi amor no pudiera guardarla.
La noche está estrellada y ella no está conmigo.

Eso es todo. A lo lejos alguien canta. A lo lejos.
Mi alma no se contenta con haberla perdido.

Como para acercarla mi mirada la busca.
Mi corazón la busca, y ella no está conmigo.

La misma noche que hace blanquear los mismos árboles.
Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos.

Ya no la quiero, es cierto, pero cuánto la quise.
Mi voz buscaba el viento para tocar su oído.

De otro. Será de otro. Como antes de mis besos.
Su voz, su cuerpo claro. Sus ojos infinitos.

Ya no la quiero, es cierto, pero tal vez la quiero.
Es tan corto el amor, y es tan largo el olvido.

Porque en noches como ésta la tuve entre mis brazos,
Mi alma no se contenta con haberla perdido.

Aunque éste sea el último dolor que ella me causa,
y éstos sean los últimos versos que yo le escribo.
En línea
Fanny Arce
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 9


« Respuesta #13 : 05 de Noviembre de 2010, 18:36:40 »

Muy hermoso el pensamiento  de Isela.

Gracias

Fanny Arce
En línea
Mariajo
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 13


« Respuesta #14 : 09 de Noviembre de 2010, 14:26:44 »

Es curioso. Es la primera vez q escribo en este foro con el corazón en la mano, con lágrimas  y el dolor vivo, fresco y reciente de enfrentar la pérdida de un ser querido.
Para los compañeros que no saben, ayer falleció mi abuelita. La mujer más valiente que he conocido, y me duele mucho saber q ya no va estar con nosotros, al menos físicamente.
Es interesante. El primer día del curso le dije a mi hermano que estaba muy contenta y que de repente creía que este curso me iba a preparar para la muerte de mi abuelita y de alguna forma lo ha hecho, pero una no deja de sentir dolor ni sufrimiento ante la pérdida de los que uno más ama. Pareciera que el curso de tanatología me tocó llevarlo teórico-práctico jeje...
Después les cuento cómo me fue con los rituales. Hoy será el día más largo de mi vida, porque todo el día estaremos velando a mi abue y mañana la enterramos a las 9 de la mañana.
En línea
geova brenes
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 15


« Respuesta #15 : 09 de Noviembre de 2010, 17:37:37 »

Gracias Marijo por compartirnos su experiencia...
El tema de la muerte y duelo es un tema del cual nunca quisiéramos ser más que lectores y no así partícipes de ello, pero de igual manera a todos en algún momento nos toca vivirlo, sentirlo y ser parte de la despedida de algún ser querido. Para los que somos creyentes gracias a Dios por darnos la oportunidad de crecer con estos momentos que cada día nos da, gracias a ellos adquirimos fortaleza interna para seguir adelante con nuestro trayecto por la viday así prepararnos para nuestra propia muerte !!!
En línea
Fanny Arce
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 9


« Respuesta #16 : 10 de Noviembre de 2010, 18:31:36 »

Queridísima María José:

Con mucho pesar recibí la noticia de tu abuelita. Siento muchísimo tu pérdida. Como bien lo dices enfrentarnos la muerte, la pérdida y desolación por la partida de un ser querido que es de las experiencias más fuertes que como seres humanos tenemos que vivir. Ahora inicias las largas etapas del duelo. Dios te ayude a aceptar esta partida.

Un gran abrazo,

Fanny Arce
En línea
Karen Masís
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 9


« Respuesta #17 : 11 de Noviembre de 2010, 04:20:11 »

Que compleja situación Majo, gracias por compartir lo que sientes con nosotros. Posiblemente el curso pueda ayudarte a racionalizar o a ponerle nombre a algunas de las cosas que estás sintiendo, pero nada puede prepararte para pérdidas tan significativas y dolorosas como la que vives en este momento. Ojalá que hoy puedas dormir mejor y descansar un poco. Cualquier cosa que ocupes por aquí estamos. Un abrazo
En línea
gburgosq
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 14


« Respuesta #18 : 11 de Noviembre de 2010, 07:31:28 »

Realmente siento tu pérdida Mariajo, porque como decimos: "sólo el que la sabe la reza", es tan duro, tan doloroso, este proceso, peor aún si llega de pronto. Cómo podrás imaginarte a estas alturas del partido, ya yo he perdido casi todo, ya estamos entrando en el temas papás, con lo que le pasó a mi esposo, la muerte de sus papás, como les he contado. Y es entonces cuando uno se pregunta, quién sigue?, cuándo?, y viene el sentimiento de impotencia, no puedo evitarlo, que puedo hacer. No quiero cansarte, con mis historias, sólo quiero decirte, simplemente cuanto lo siento, y a la distancia te envío un abrazo, y una oración, yo sé que Dios está tomando control de todo, sólo dejate llevar, Giselle.
En línea
Hazel
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Sexo: Femenino
Mensajes: 14


« Respuesta #19 : 11 de Noviembre de 2010, 18:09:49 »

Que interesante leer los comentarios de todos los compañeros, está claro que el duelo en los seres vivos es un tema muy complejo, me llama mucho la atención la manera en como los elefantes llevan este proceso, pero más me llama la atención y concuerdo en gran parte con lo que comenta Karen, porque es cierto hasta que punto somos nosotros quienes caracterizamos las acciones de los animales y tratamos de asimilarlas con nuestros rituales, no dudo que ellos también sientan, pero sí debería de tener un significado diferente.
Por otra parte, está claro que vivir un proceso de duelo es algo muy personal y va a variar de la situación que cada uno esté viviendo, pues estas pérdidas van desde la pérdida de un trabajo hasta la muerte de un ser querido, por lo que la forma en cómo lo enfrentemos y lo vivamos va a variar de las herramientas con las que contemos.
Agradezco a Mariajo el compartir su experiencia tan personal con nosotros, de verdad le deseo toda la fuerza que necesita para vivir este proceso, no  hay palabras perfectas para tranquilizar el dolor, pero si hay acciones, y vas a ver que con el pasar del tiempo encontraras las respuestas que necesitas y las experiencias te harán entender y aceptar este proceso que poco a poco conllevaras, y recuerda,  y como te lo dije en algún momento acá estamos para lo que necesites. Un fuerte abrazo

Hazel
En línea

Hazel Ramírez  V.
Javier
Usuario junior
**
Desconectado Desconectado

Mensajes: 75


« Respuesta #20 : 16 de Noviembre de 2010, 00:53:26 »

Los sentimientos que se producen frente al duelo se incrementan aún mucho más en las Navidades, una época familiar que tradicionalmente ha sido defendida como una celebración religiosa y espiritual en la que todos debemos ser felices y mantenernos unidos.
Si bien estas cuestiones se han ido perdiendo poco a poco con el paso de los años y, sobretodo, con la llegada de nuevas generaciones poblacionales, es normal sentir algo de tristeza en estas fiestas, porque en momentos pasados las vivimos –felices- con aquellos familiares o seres queridos que ya no están.
Sentimos que la navidad, el cumpleaños, la semana santa ya no es la misma porque esas personas ya no están, pero se nos olvida una cosa: estas fechas se pueden seguir viviendo,  pueden seguir siendo vivida con alegría y con felicidad, si la tomamos como otro momento más en nuestras vidas, como otra época más del año, en la que se reúne la familia y en la que hacemos regalos.
Seguro que tenemos bellos motivos por lo que sonreír cada día, y seguro que no tenemos por qué pasar solos las Navidades: familia, amigos, compañeros… Todos ellos pueden ayudarnos en esos momentos que creemos difíciles. Pero, sobretodo, nos ayudarán a mostrar la mejor de nuestras sonrisas.
En línea
Javier
Usuario junior
**
Desconectado Desconectado

Mensajes: 75


« Respuesta #21 : 16 de Noviembre de 2010, 02:49:42 »



Aquí está la deuda, una cancion de duelo digna de guardar
Nana Mouskouri & Julio Iglesias - Duo -Cucurrucucu Paloma



http://vodpod.com/watch/3971836-nana-mouskouri-julio-iglesias-duo-cucurrucucu-paloma
En línea
Hazel
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Sexo: Femenino
Mensajes: 14


« Respuesta #22 : 16 de Noviembre de 2010, 03:25:52 »

Lo que comenta el profe con el sentimiento que se vive en épocas de fiesta, es muy cierto yo lo viví con mi tía, cuando mi primo falleció hace como 5 años, fue a finales del mes de noviembre, así que se podrán imaginar que fue una de las navidades más triste que ha pasado mi familia, pues no había mucho ánimo para celebrar, y más doloroso para mi tía  y mi tío por supuesto, pero con el pasar del tiempo y con el apoyo de toda la familia, ellos poco a poco se fueron incorporando en las actividades familiares y aunque claro esta cuando se acercan estas fechas especiales ellos y todos aun lo lloramos, el sentimiento ha entrado en un estado de aceptación, donde se ha aprendido a valorar que aun seguimos juntos y unidos.
Hazel
En línea

Hazel Ramírez  V.
silviniac
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 5


« Respuesta #23 : 16 de Noviembre de 2010, 06:24:03 »

Toda pérdida que experimentamos nos produce una pena, un dolor, un malestar, una tristeza... un duelo.  Un dolor en nuestra dimensión espiritual, porque va más allá de un dolor físico o malestar moral.  Las personas, pese a que se dice que sólo en ellas se dan este tipo de sentimientos, siendo exclusivos de ellas (de nosotros), no se acostumbran a perder.  Una caída en nuestas metas, perder el trabajo, perder un amor, perder un ser querido: eso duele a profundidad.  Y dependiendo del apego que tengamos con lo que perdamos, el dolor es mayor y la aceptación se hace más lenta.  Pero las vivencias de duelo hace de las personas,  seres más valiosos porque sólo cuando se  experimenta  a ese nivel, se puede decir lo que se siente y cómo se siente.  Se abre un espacio donde si cabe la comprensión del sufrimiento de los demás, cuando están en duelo.  El duelo se puede conocer sólo viviéndolo.  Es una experiencia absolutamente de cada persona.  No todos(as) entran en sufrimiento en igual manera y eso hace que cada persona viva sus duelos más o menos largos, más o menos sufridos.  Con absolutamente ningún afán masoquista podría pensarse que vivir un duelo tiene sus maravillas:  si se trata de pérdidas materiales las personas se pueden sobreponer levantándose en la esperanza de que otra oportunidad vendrá y en esa saldrá adelante; es decir concebirá nuevas oportunidades; lo que a su vez será la aceptación de su pérdida y el final de un duelo.  Si la pérdida  es de un ser querido,  bajo el cobijo de lla dimensión espiritual, por fe, por  esperanza, por espiritualidad y la creencia en la existencia de una vida más allá de esta vida, que se conoce en la Tierra, el duelo puede ser más favorable.  Se pueden manejar mejor sus etapas porque se tendrá la capacidad de dar un lugar muy especial a ese ser querido que se nos ha adelantado,  en un espacio que le es propio y cerca del ser supremo.  Cuando quienes lloran la pérdida no tienen credo religioso, su dimensión espiritual también les lleva a  concebir a sus seres queridos  en una situación mejor, sin sufrimiento y sin dolor, aunque no están excluídos de vivir igualmente las etapas del duelo. La naturaleza nuestra, repito, no lleva en su código desprenderse sin dolor de sus seres amados.  Quizá el obligado cambio de una piel sin escamas o sin pelaje por una al descubierto,  despertó esa dimensión donde la vida y la muerte permanecen tan juntas y a la vez tan divorsiadas que se desconoce la fórmula de dislocar dicha unión, sin que esta produzca dolor, asombro; duelo. Silvinia C.       
En línea
Yorleny Vargas
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 20


« Respuesta #24 : 16 de Noviembre de 2010, 18:05:46 »

Es impresionante, pero claro que los animales también tiene sus apegos, incluso se ha visto que cuando el dueño de una mascota muere, la mascota se deprime y busca por toda la casa a su dueño, o bien no se aleja de sus pertenencias.  Mi abuelo era una amante de los animales, tenía cabras, caballos y perros de casería.  Dedicaba la mayor parte de su tiempo a bañarlos, peinarlos, les hablaba, les tocaba guitarra, eran su adoración; incluso le ponía nombres de personas. Cuando él enfermó y fue hospitalizado, los animales lo buscaban en la casa incansablemente, incluso se oían sus lamentos manifestados en los sonidos que emiten.  Transcurrió el tiempo y mi abuelo murió, y con él sus mascotas más allegadas; quienes empezaron a enfermar y dejar de comer. Es una vivencia real, creo que nadie tuvo con sus animales la cercanía que tuvo él, y definitivamente existía un fuerte vínculo, y la pérdida de este se transformó en dolor y sufrimiento, no solo para él al estar lejos de sus animales adorados, sino para ellos el no contar con la protección y cariño que él les brindaba.

Yorleny Vargas
En línea
Yorleny Vargas
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 20


« Respuesta #25 : 16 de Noviembre de 2010, 18:10:38 »

Esta canción también es muy representativa del duelo,

]"La muerte del palomo"

Nunca volverás paloma
triste está el palomar
solito quedó el palomo
ahogándose entre sollozo
pues ya no puede agonizar.
Pobrecito del palomo
cansado está de sufrir
mirando para el cielo
a Dios le pide su muerte
que así no quiere vivir.

En llorar, en llorar, en llorar
desde que te fuiste
se le fue el palomo en puro llorar.

Por llorar, por llorar, por llorar
ya no puede ver, ni puede volar
se acerca su muerte y está agonizando de tanto esperar.

Morirá, morirá, morirá,
morirá el palomo porque así es la muerte cuando hay soledad.

Mirará hacía el cielo, quedará volando
te dará las gracias por esos recuerdos
y al cruzar las alas que te cobijaron
ahogará en sus sueños que no despertaron.
En línea
Mariajo
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 13


« Respuesta #26 : 18 de Noviembre de 2010, 16:32:40 »

Hola compañeros y compañeras. Les agradezco todos los mensajes y el cariño que me han demostrado. En realidad eso es lo que te da fortaleza en un momento así. Les tengo que ser muy sincera, no sabía que el desprendimiento físico doliera tanto, no sabía que la despedida es uno de los momentos más difíciles. Quisiera decirles que he podido manejarlo bien, pero creo que no he tenido ni tiempo para pensar y mucho menos para sentir. Como mecanismo de defensa he recurrido a la actividad y siento que aún me falta mucho por vivir en este proceso de duelo que estoy llevando. Ansío que llegue esta etapa de la aceptación... En mí y en toda mi familia. Pareciera que sólo queda darle tiempo al tiempo.

Aparte de contarles esto, quería presentarles a esta señora de la cual hablo, a la mujer más valiente que he conocido: Mi abuelita. En esta foto está con mi abuelito creo que hace bastante tiempo, pero así con esa sonrisa que aparece allí y esa alegría que la caracterizaba, es es como yo la recordaré...


* Abuelitos.jpg (28.58 KB, 640x477 - visto 828 veces.)
En línea
gburgosq
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 14


« Respuesta #27 : 24 de Noviembre de 2010, 17:14:23 »

Muchas gracias Mariajo por compartir tus sentimientos con nosotros tus compañeros, espero que Dios te vaya dando la paz que necesitamos para no perder nuestros objetivos de vida, por lo pronto cuentas con el cariño de tus compañeras, por lo menos con el mío, y con el amor de Dios que es infinito hacia nosotros sus hijos.

En relación con el comentario sobre las navidades ciertamente estas épocas remueven sentimientos, tal vés algunas veces porque deseamos seguir viviendo cerca de aquellas personas que se han ido y el avivar sus recuerdos, tal vés sentimos que ellos están más cerca. En el caso de la pérdida de mis suegros, hace poco más de una semana que pasé en el bus frente a una casa de mi barrio que siempre le ponen las luces de navidad muy tempranamente, es la primera casa del barrio. Cuando pasé al frente y la ví las lágrimas brotaron de mis ojos y me dije: "otra navidad sin ellos". Y es que realmente no puedo explicarlo mi situación en la casa de mi esposo cambió drásticamente, el amor que ellos manifestaban, el respeto, la tolerancia ya no puedo encontrarla en sus hijos, y es que la personalidad de ellos era fuera de este mundo.
Lo único que me queda es su recuerdo, y el vivir con mi familia esta época en una forma unida y con amor para así continuar pasando nuestro recuerdo en una forma hermosa de generación en generación.

¡Feliz Navidad! a todos y a todas, con amor, Giselle
En línea
geova brenes
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 15


« Respuesta #28 : 25 de Noviembre de 2010, 18:40:54 »

Gracias Marijo y doña Guiss por hacernos parte de su dolor, me llena de alegría saber que más que una situación académica nuestra formación evoluciona en un va y ven de circunstancias que nos obligan a pensar y evaluar lo que realmente es importante para nuestras vidas. Saber que contamos con espacios como este para disfrutar de lo bueno y malo de la vida me llena de satisfacción, al reconocer que quizás no sólo yo paso o he pasado por esta situación sino que afuera aunque no lo vemos existen personas bajo nuestras mismas circunstancias que lucha día a día por seguir adelante con la frente en alto y con la dignidad en el alma!!!
En línea
geova brenes
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 15


« Respuesta #29 : 25 de Noviembre de 2010, 18:44:05 »

El concepto de muerte es abstracto y complejo, de ahí que la forma de abordarlo y comprenderlo dependa de aspectos tales como la edad, la cultura, el nivel de desarrollo evolutivo, la educación, la religión, etc. Además de los aspectos emocionales que se encuentran involucrados, no sólo en los niños y adolescentes, sino en los propios adultos.

Tal como se visualiza en la película “El color del paraíso”, que nos relata la historia de un niño que pierde a su madre a los 6 años de edad, el mismo es no vidente de nacimiento y queda al cuidado de su padre y su abuela de edad avanzada. Por otro lado se narra la historia del sufrimiento de su padre al quedar viudo, con tres niños pequeños y una madre y hogar que mantener con un trabajo poco remunerado.

A la conmoción y a la confusión que sufre el niño que ha perdido su madre, se le añade la falta de atención adecuada de su padre que llora la misma pena en silencio y que no puede asumir la responsabilidad de cuidarlo.

Vemos como la trama maneja 2 duelos separados pero unidos a su vez por un lazo de consanguinidad que se reprime día a día por el padre al sentirse incapaz de mantener el cuidado de su niño con discapacidad y decide dejar al niño con una persona que considera, enseñará a su hijo a seguir adelante y ser un hombre de bien.

El padre cegado por su pena interna que no logra manejar más que como duelo patológico, pierde la noción de dolor que vive su hijo ante la falta de su familia, de su hogar y de sus seres queridos, por lo cual se desprende de él como un objeto.

Se debe tener presente que el duelo no siempre se relaciona con la muerte, existen muchos tipos de pérdidas y no todas tienen que ver con la muerte en sí, pueden ser producto de la misma, vista como un consecuencia. Tal es el caso de la pérdida que sufre el niño de su familia.

Otra reacción que se presenta en los niños pequeños es creer que son la causa de lo sucedido, es decir se sienten culpables. Como sucede con el niño protagonista que siente y expresa que debido a su problema físico no puede ser parte de su familia y funciona como un estorbo ante el desarrollo de la misma; incluso narra el momento en el cual el niño habla con Dios y le ruega que lo lleve junto a su madre como manera de refugio y seguridad.

Algunos autores consideran que  el duelo se vive en etapas, pero en realidad se suele sentir como “oleadas” o ciclos de dolor que van y vienen según lo que está haciendo y si existen elementos que lo hagan recordar a la persona que murió. En este ciclo cae la familia, su dinámica y su seguridad, al estar inmerso en ese espacio de alguien quien se encargue del cuido de los niños, mientras el padre se encarga de proveerlos.

Algunas personas esconden su propia aflicción o evitan hablar de la persona que falleció, porque tienen miedo de entristecer a algún integrante de la familia; tal como lo hace el padre del niño quien maneja un discurso de pena y lástima por todo aquello que no apreció de su esposa en vida y teme que sus hijos se den cuenta de ello.

Otras personas buscan el apoyo de otras y encuentran alivio en los buenos recuerdos, tal como lo hacen los niños con su abuela a quien respetan y aman. Otras tratan de mantenerse ocupadas para alejar su mente de la pérdida, como en el caso del padre que se refugia en su trabajo; al mismo tiempo que se deprime y se aleja de sus amigos o evita los lugares o situaciones que le recuerdan a su esposa.

Llama la atención como el duelo de los niños es mejor asimilado que el duelo del padre, por ejemplo el hecho de que entre ellos conversan sobre su madre y utilizan los buenos recuerdos de su abuela aceptando la pérdida de su ser querido. Mientras el padre prefiere aludir la situación y trata de mantenerse ocupado la mayor parte del tiempo para evitar el contacto con sus hijos y evitar los recuerdos de su  esposa.

En algunos casos, las personas canalizan su dolor involucrándose en actividades peligrosas y autodestructivas. Hacer cosas como beber, es la manera en la cual el padre escapa de la realidad para aplacar el dolor, pero la sensación es únicamente temporal. No está realmente enfrentando el dolor; simplemente lo enmascara, lo que hace que esos sentimientos se acumulen en el interior, prolongando el duelo y convirtiéndolo en duelo patológico.

Lamentablemente la filmación concluye sin una adecuada resolución del duelo, en la cual se evidencia el dolor y sufrimiento del niño en primer lugar por el fallecimiento de su madre y en segundo y más importante por la desvinculación con su familia; lo que me lleva a reflexionar sobre cuántos niños como éste mantenemos en nuestro corazón y nos vemos obligados a llevarlos como una cruz del diario vivir.
En línea
Hazel
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Sexo: Femenino
Mensajes: 14


« Respuesta #30 : 25 de Noviembre de 2010, 19:01:51 »

Ya pronto no sólo a terminar el semestre, sino también un año más de vida, de nuevas experiencias, de alegrías y sufrimientos que van y vienen constantemente y que nos ayudan a crecer y valorar lo que tenemos y hemos perdido, quiero expresar la gran satisfacción que me ha brindado llevar a cabo esta actividad, pues juntos como grupo y como compañeros hemos ido construyendo a través de nuestras experiencias como personas y como profesionales toda una gama de conceptos y opiniones que han ayudado a alimentar nuestras creencias y perspectivas sobre la vida y la muerte. El curso de tanatología nos ha abierto todo un nuevo panorama en el que en algunos momentos tal vez no nos guste pensar, pero del que debemos de ser conscientes que existe y es muy real, porque hoy estamos aquí pero mañana no sabemos, por eso los invito a hacer una reflexión sobre la vida que venimos llevando y tratar de dar un giro, que nos impulse a ser cada día mejores personas.
Un saludo y un fuerte abrazo
Hazel
En línea

Hazel Ramírez  V.
silvia
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 1


« Respuesta #31 : 27 de Noviembre de 2010, 14:45:09 »

Hola es la primera vez que estoy en un foro o comunidad, no soy muy amante de la tecnologia
y menos de la computadora pero mi necesidad de hablar de la vida mas alla de la muerte y eso
me da valor de estar aqui.
Me parece muy interesante lo que publica Geova, creo que decifraste perfecto el duelo al menos en mi,
eso de que son "oleadas de dolor" es muy cierto.
Gracias, me has ayudado a entenderme.
Saludos
En línea
CUTIS
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2


« Respuesta #32 : 07 de Enero de 2011, 14:54:29 »

No entiendo como expresar la perdida de Juan Eduardo, acompañarlo durante 6 meses que duro su agonia, me ha dejado desubicado en mi propia vida, amen de del sentimiento de soledad y tristeza infinita. No se que hacer como recomponerme a mi mismo. no se si estoy siquiera en lugar correcto de este sitio web. Pido disculpas por mi ignorancia. Gracias
En línea
CUTIS
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Sexo: Masculino
Mensajes: 2


« Respuesta #33 : 10 de Enero de 2011, 14:44:19 »

No entiendo como expresar la perdida de Juan Eduardo, acompañarlo durante 6 meses que duro su agonia, me ha dejado desubicado en mi propia vida, amen de del sentimiento de soledad y tristeza infinita. No se que hacer como recomponerme a mi mismo. no se si estoy siquiera en lugar correcto de este sitio web. Pido disculpas por mi ignorancia. Gracias
En línea
NurseCenter
Neófito
*
Desconectado Desconectado

Mensajes: 2


« Respuesta #34 : 20 de Marzo de 2014, 20:56:32 »

En Nurse Center ofrecemos un servicio de enfermería en casa, y uno de nuestros servicios es de cuidados paliativos, este servicio asegura calidad y un trato digno a las personas que enfrentan el duelo de una pérdida o a los enfermos terminales siempre considerando los cuestionamientos éticos y respetando la integridad de las familias. Ofrecemos enfermeras capacitadas y garantizamos que el trato es de la mejor calidad y de confianza, todo en favor del bienestar de su familiar en estado terminal para garantizar una muerte digna sin dolor, sufrimiento o agonía.

Visita nuestra página https://www.facebook.com/pages/Nurse-Center/712078798814097
O nuestra landing page, donde puedes dejar informacion para contactarte y mantenerte informad@: http://nursecenter.launchrock.com/
En línea
Páginas: [1]   Ir arriba
  Imprimir  
 
Ir a:  

Motorizado con MySQL Motorizado con PHP Powered by SMF | SMF © 2006, Simple Machines LLC XHTML 1.0 válido! CSS válido!



© tanatologia.org

Cargando...